WhatsAppContacta por WhatsApp
CAMPANAS DE IGLESIA
Indice
INDICE

CAMPANAS DE IGLESIA

2 Mayo 2019

 

¿Que son las campanas de iglesia?

Una campana de iglesia ayuda a asociar cada uno de sus sonidos con determinadas celebraciones o eucaristias. Por ello la campana de iglesia es importante.

Algunas veces podemos encontrar campanas de iglesia junto con otras más, las cuales ofrecen distintos sonidos y notas, ayudando así a la creación de una música totalmente celestial.

Ventajas de las Campanas de iglesia

La campana de iglesia de Molifer ofrece un sonido único y de calidad para tu iglesia.
Esta campana para iglesia Molifer está diseñada para la creación de un sonido envolvente, ofreciendo música y sonidos de iglesia para tus eventos y ceremonias. No dudes en solicitar información sobre la campana de iglesia de la marca Molifer.
Además disponemos de todo el sistema para automatizar las campanas de bronce, electromartillos para repique y centrales de mando para programar los toques liturgicos de sus campanas de bronce.


Qué debe tener una buena Campana de Iglesia


MOLIFER exporta sus campanas de bronce con mejor calidad de sonido desde el Norte de España a cualquier lugar del mundo, además desde nuestra sede principal podemos fabricar su campana con la nota exacta.
La fundición de nuestras campanas de bronce es de manera artesanal, y con el bronce más puro para conseguir una sonorización perfecta. Las partes de una campana son las siguientes: el Yugo, la Asa, el Hombro, el Tercio, el Medio, el Pie, el Labio, el Borde, el Badajo, el Medio pie.

Sin embargo, en general el material de las campanas es metal tradicional es un bronce de aproximadamente 22 % de estaño y 78 % de cobre, el cual es denominado como el metal de campana. A veces se usan otros materiales para alearlos a grandes campanas de bronce y de hierro, como es el acero el cual se empleó en los templos de Inglaterra a mediados del siglo XIX, lo que tiene que ver por su economía que se envuelve de sus riquezas en acero, pero la fundición en este metal no fue duradera y su fabricación cesó en la década de 1870.

En Rusia las campanas de las iglesias son fabricadas con una mezcla distinta de bronce y estaño, a la que a veces se añade plata, para producir un sonido y resonancia que son peculiares.
Los especialistas que trabajan en nuestros talleres tienen la experiencia y el buen saber de sus tareas, que les permite combinar técnicas artesanales que ya son tradicionales, con tecnologías avanzadas para conseguir un resultado de gran calidad que perdurará en el tiempo. Comprar campanas de bronce para iglesias de gran calidad gracias a MOLIFER.


Nuestras campanas de bronce cuentan con la más avanzada tecnología, permitiendo así el control de melodías y sonidos horarios tanto en campanas reales como en campanas digitales.

 

Origen de las campanas de iglesia


En la era del cristianismo se introdujeron una cantidad de nuevos términos que se tradujeron posteriormente a la palabra “campana” y de forma verdadera en períodos seguidos se usaron para determinar en un sentido más específico a las campanas de una iglesia.

Uno de los primeros escritores, cristiano, llamado San Gregorio de Tour en el año 585, hablaba de manera frecuente sobre las campanas o como eran para su momento denominadas “signa”. San Gregorio hablaba de que al ver que estas campanas eran golpeadas o sacudidas se encontró una cuerda que se usaba con ese propósito. Referente al uso de las campanas, determinó que se estas eran sonadas antes de los servicios religiosos, para despertar a los monjes.

La palabra campana vuelve a escucharse en la vida del monje San Columbano, de gran repercusión en el año 615, ya que este monje reunía a la comunidad a través del sonido de la campana, avisando así que uno de los monjes se encontraba agonizando antes de su muerte. Sin embargo se encuentran varias expresiones similares, como se puede ver en las Constituciones atribuidas a San Cesáreo de Arles en el año 513, así como también en la Regla de San Benito en el año 540. Además, se cree que sea posible que las campanas grandes eran de uso común en España en esa misma época. De igual forma la palabra “signa” indica ser una señal y para esta época no era necesario apresurarse demasiado para atribuirle un significado con especificidad, mayormente se le daba un sentido genérico cuando los escritores la usaron por primera vez.

Ya para la edad media no existían dudas en usar la palabra campana con un significado relacionado con una campana de una iglesia y ya. Sin embargo, gracias a una carta en latín relacionadas con los Hermanos Arval, que se usaba antes para referirse a una vasija hecha de bronce.

Al momento de recordar el papel que desempeñó el misionero San Francisco Javier en la historia y a su vez en el trabajo de la campanilla, nos damos cuenta que la usaba para reunir alrededor de él a los niños más ociosos y curiosos, era la forma de llamar su atención y así mantenerlos tranquilos, es por esto que se habla de que esta probablemente sea una de las primeras relaciones íntimas con las campanas celtas incluidas en el cristianismo.

En 1683 un padre llamado Maunoir, el cual era un gran misionero bretón, renunció a sus expediciones y al momento de hacerlo, le entregó a su sucesor la campana que usaba, desde aquí esto empezó a apreciarse como una especie de investidura; o que es necesario relacionar con la historia de las famosas torres redondas de Irlanda, quienes fueron refugio contra las incursiones de los daneses y otros merodeadores y a su vez de las campanas que se almacenaban allí como medida de seguridad, lo que deja a relucir que eran consideradas como tesoros preciosos.
El gran desarrollo en el uso de las campanas se relaciona con el siglo VIII ya que es para este entonces cuando se presume que comenzaron a ser consideradas como una parte fundamental de cada iglesia, a su vez generalizando la práctica de bendecirlas como una forma especial de representación de la consagración.

Luego de esto inicia la creencia de que ningún servicio religioso se podía llevar a cabo sin antes escuchar el llamado de una campana. Sin embargo no hay indicios de que las campanas o signas se usaran en los monasterios, antes de los irlandeses se volvieran misioneros.

Ya para el comienzo del siglo XVI el bautismo comienza a generar controversia por el uso de las campanas. Y es aquí cuando los críticos protestantes, basándose en los ideales del Luteranismo manifiestan que encuentran en el rito del bautismo,  alto contenido supersticioso y lo determinaros como una profanación del sacramento. Hay que recordar que la frase "el bautismo de las campanas" es sólo usada de forma popular y metafórica y no ha sido formalmente reconocida por la Iglesia (Ben XIV, XIV, Instit., 47, n. 33).

 

Administrador

Suscríbete a nuestras novedades

Déjanos tu e-mail y te mantendremos informado...

© Copyright 2020 | Política de privacidad | Cookies | Desarrollo web: MOLIFER CORPORACION

InicioContacto
Ajustes de privacidad
Decide qué cookies quieres permitir.
Puedes cambiar estos ajustes en cualquier momento. Sin embargo, esto puede hacer que algunas funciones dejen de estar disponibles.
Este sitio web no podrá:
    Este sitio web podrá: